Por qué se produce el arcoíris

Un arco iris en el cielo se produce cuando la luz del sol pasa a través de las gotas de agua que quedan suspendidas en la atmósfera. Las ondas de luz cambian de dirección a medida que pasan a través de las gotas, lo que resulta en dos procesos: la reflexión y la refracción.

por qué se produce el arcoíris

Cuando la luz se refleja en una gota de agua, simplemente rebota en la dirección opuesta a donde se originó. Cuando la luz se refracta, toma una dirección diferente. Algunas personas se refieren a la luz refractada como «ondas de luz curvadas».

Por qué se produce el arcoíris

Si te has preguntado por qué se produce el arcoíris, sigue leyendo que ampliamos la respuesta.

Un arco iris se forma porque la luz blanca entra en la gota de agua, donde se dobla en varias direcciones diferentes. Cuando estas ondas de luz llegan al otro lado de la gota de agua, se reflejan hacia afuera de la gota en lugar de atravesar completamente el agua.

Debido a que la luz blanca se separa dentro del agua, la luz refractada aparece como colores separados para el ojo humano, y estos colores son los que vemos en un arcoíris.

Cómo se origina cada color

Cada onda de color individual tiene una longitud diferente. Por ejemplo, la luz roja tiene la longitud de onda más larga y solo se curva alrededor de un ángulo de 42 grados. Por el contrario, la luz violeta tiene la longitud de onda más corta y se curva a unos 40 grados antes de salir de la gota de agua.

Debido a que la longitud de onda de la luz roja es más larga, con mayor frecuencia aparece en el borde exterior del arco iris, o sea, aparece como primer color de un arcoíris. Del mismo modo, los otros colores también se ordenan de acuerdo con su longitud de onda.

Otras ondas de luz también se reflejan en el arco iris, sin embargo, estas ondas de luz no son visibles para el ojo humano. Estos rayos invisibles están presentes en ambos lados del arco iris.

Los rayos ultravioletas son más cortos que los rayos violetas y los rayos X son incluso más cortos que los rayos ultravioletas. La radiación gamma está en el extremo más alejado de este lado del arcoíris. En el otro extremo del espectro se encuentran la radiación infrarroja y las ondas de radio.